May 08
MuchoMejorEcuador_NuestroMundo

MUCHO MEJOR ECUADOR, LA HUELLA DE LA CALIDAD

Cada una de las actividades de esta entidad privada está dirigida a la mejora continua y a la calidad integral, para labrar el camino certero hacia el desarrollo sostenible de las empresas. Mucho Mejor Ecuador se ha convertido, en más de una década, en el aliado indispensable para acompañar el recorrido empresarial, con herramientas que permiten medir los resultados y los objetivos propuestos. Identidad, calidad y Empleo son su misión principal.

“El gran reto de 2018 fue apalancar el pilar del empleo; ver cómo lograr, mediante acciones comunicacionales, que se eleve la valoración del producto nacional y que los consumidores no compren solo ‘porque es ecuatoriano’ sino porque las empresas invierten en su mano de obra, tecnología, infraestructura, etc. para entregar a los consumidores productos y servicios de calidad.

DESDE HACE 14 AÑOS, ESTE SELLO SE HA POSICIONADO COMO UN SÍMBOLO QUE CERTIFICA LA CALIDAD Y LA EXCELENCIA DE LOS PROCESOS —Y EL PRODUCTO FINAL— DE VARIAS MARCAS HECHAS EN EL PAÍS. MÓNICA MALO, DIRECTORA EJECUTIVA DE LA CORPORACIÓN, HABLA DE LOS RETOS Y LOS LOGROS…

Debe haber un entendimiento de lo que somos, con los argumentos necesarios, para saber que esa huella significa calidad”, afirma de manera rotunda Mónica Malo, directora ejecutiva de corporación Mucho Mejor Ecuador, quien se siente satisfecha porque, hasta el momento, ya son 514 marcas las que se han unido a este compromiso.

Según las cifras, al cierre de 2016 eran 470 marcas y, para 2019, son 514. El crecimiento es paulatino…

Sí. Y eso responde a que las empresas tienen que pasar por estrictos procesos de calificación y vemos que, lamentablemente, el 82% de quienes solicitan la huella se quedan fuera, porque no cumplen con lo que buscamos: que los productos y servicios estén dentro de negocios formales.Lastimosamente, esa es la lucha del empresario en el país: el formal vs. el informal.

Sin embargo, muchos de los empresarios también ven como un problema a la burocracia y a la tramitología que les impide sacar adelante sus negocios.

Mucho Mejor Ecuador

Es un problema del país indudablemente, pero más allá de eso hay que pensar que gran parte de los habitantes —o latinos como tal—, culturalmente, toman el camino más fácil. Quieren hacer todo rápido y eso, a la larga, hace que quienes sí cumplen con los procesos no puedan trabajar en igualdad de condiciones. Muchos prefieren comprar al contrabando y, luego, cuando algo no funciona, no hay a quién reclamar. Nuestra misión es concienciar sobre la calidad; La Huella de Mucho Mejor Ecuador es el mejor consejero.

Mónica aclara que no son una certificadora, sino un sello que busca la promoción del producto ecuatoriano de calidad, con base en una evaluación técnica. “Si una institución no cumple con estándares mínimos, no puede usar la marca; asimismo, tampoco se renueva el contrato. En 2018, a tres empresas se les retiró este sello. Pero el 54% demostró una mejora en sus puntajes”.

Las marcas se clasifican según tres calificaciones: A, AA, AAA; dependiendo de eso, se realizan visitas periódicas cada seis meses o cada año y medio. El 80% de las empresas afiliadas son manufactureras; de este porcentaje, el 60% pertenece al rubro de alimentos y bebidas; el restante, al sector metalmecánico, línea blanca, construcción, textil, de muebles y madera, hospitalario, etc.; y el 20% es de servicios.

Después de la obtención del sello, ¿se realizan estudios del éxito de compra —o de la mejora de la percepción— que estas empresas tienen frente al cliente final?

Sí, pero directamente frente a la huella de Mucho Mejor Ecuador. El 72% nos ha dicho que busca la huella antes de adquirir un producto y el 92% está dispuesto a comprarlo. Luego, hay un 8% al que le es indiferente. Creemos que esto, para las marcas, debería ser parte de una estrategia comercial que puede ser bien utilizada.

La mirada de Mónica frente al futuro es positiva: sobre todo, para los emprendimientos que nacen con la idea de exportar. Para este año, ella prevé buenas noticias, pues ve que el sector industrial cada vez se esfuerza más para invertir en tecnología, personal y servicio al cliente.