Abr 10
Salud-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo 2

Investigue, conozca y analice: Los alimentos -y sus etiquetas- dicen mucho sobre nuestra salud

El recorrido en el ‘super’ es casi automático: una lista de lo que necesitamos y empezamos a llenar el carrito; las demoras se inician al comparar los precios o ver las nuevas marcas. Sin embargo, son muy pocas las personas quienes se detienen a leer lo que compran, y eso responde básicamente a un analfabetismo nutricional.

Para muchas personas, visitar un supermercado puede ser una experiencia terriblemente abrumadora. En cada lugar hay miles de productos perfectamente empaquetados para atraerlos, colores, ofertas “light”, cero colesterol, sin gluten, sin lactosa, sin preservantes, 100 % orgánicas, entre otras que cautivan al consumidor. Pero es necesario que usted se convierta en detective de alimentos: investigue realmente lo que el supermercado tiene para ofrecer y siempre revise los ingredientes que está comprando. Que un producto haya llegado a la percha no significa que necesariamente sea bueno para la salud.

Aquí le ofrecemos consejos para recorrer cada sección con la  confianza de que en cada elección usted mejorará su experiencia de compra y su salud.

Salud-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

© Shutterstock

Una apropiada variedad y cantidad de frutas y verduras garantiza que su cuerpo obtenga todos los fitoquímicos, nutrientes y vitaminas que necesita para estar sano. 1. Elija productos locales, orgánicos de temporada cada vez que pueda. 2. Mientras menos tiempo haya entre la cosecha del producto y su ingesta, más nutrientes obtendrá. Revise las etiquetas y empaquetado. 3. Coma un ‘arcoíris’ de alimentos para de obtener las vitaminas y nutrientes que el cuerpo necesita. 4. Los vegetales verdes son imprescindibles para purificar la sangre, fortalecer el sistema inmunológico, el sistema nervioso y evitar la depresión y la ansiedad. 5. Los frutos rojos son ideales para la memoria y la función del cerebro debido a su gran cantidad de antioxidantes. 6. Las frutas y verduras de color naranja poseen  beta caroteno y vitamina C, perfectas para subir defensas y para la salud ocular. 7. Las frutas y vegetales amarillos mejoran la circulación. 8. Las frutas y verduras blancas reducen la presión arterial y el colesterol LDL. 9. El ajo, el jengibre y la cebolla son antivirales y antibacterianas que funcionan como antibióticos naturales. 10. Los alimentos azules y morados están llenos de  antioxidantes y sirven como alimentos antienvejecimiento y ayudan a prevenir enfermedades cardíacas.

Salud-saborizantes naturales-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

Saborizantes naturales © Shutterstock

Obtenga saborizantes naturales y saludables: 1. Las hierbas, ajos, cebollas y jengibre frescos ofrecen una amplia variedad de beneficios nutricionales. 2. ¿Goloso? Consuma vegetales dulces para controlar los antojos por golosinas. Las verduras recomendadas son el zapallo, zanahorias, zuquini y camotes.

Investigue y entienda las etiquetas: Busque los términos orgánicos; si los animales que va a consumir son de campo abierto -o libres de jaulas- y si poseen certificados sobre su carne.

Producto orgánico certificado: Los productos animales que son certificados como orgánicos provienen de animales criados con alimentos orgánicos sin antibióticos u hormonas.

Alcance libre o sin jaulas: Esto generalmente significa que se permite que el ganado pasee libremente.

Certificado Humano: Por lo general, significa que los animales son libres de comportarse de forma natural, tienen suficiente acceso al aire libre, y los mataderos están sujetos a estándares más altos, lo que minimiza el dolor de los animales.

Salud-Proteina-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

Proteinas © Shutterstock

Proteína: Lo ideal es encontrar el tipo de alimentación que va con nuestro organismo y estilo de vida. Para el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo se necesita consumir proteína en la dieta, ya sea que provenga de fuentes animales o vegetales. La proteína es clave para construir células, mantener el tejido y producir enzimas, hormonas y otros químicos.

Salud-Proteina vegetal-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

Proteina vegetal © Shutterstock

Proteína vegetal:  Si está buscando disminuir la cantidad de proteína animal en su dieta, la soja podría ser una buena opción para usted.

La proteína de soja Tofu es una cuajada de soya, muy versátil ya que se puede preparar muchas recetas y es un gran reemplazo de la carne.

El Tempeh está hecho de soja entera fermentada en un bloque. Tiene un sabor tostado y a nuez, perfecto para asar a la parrilla o freír.

El miso es una pasta espesa hecha de soja fermentada, arroz o cebada. Al pasar por un proceso de fermentación tiene muchas enzimas beneficiosas que ayudan a la digestión.

Aceites: Las grasas saludables son esenciales para una buena salud; ayudan a la función cerebral hasta la absorción de vitaminas. Se pueden obtener excelentes grasas saludables a partir de aceites de nuez, semillas, coco y aguacate.  Evite los aceites hidrogenados y blanqueados.

Escoja nuevas alternativas como el de oliva, el aceite de sésamo que proporcionan un sabor único y delicioso.

Salud-Mariscos-saborizantes naturales-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

Mariscos © Shutterstock

Mariscos: Si la elección son los mariscos debemos estar seguros que con ellos obtenemos  una excelente cantidad de proteína.  Contienen ácidos grasos omega-3, que mantienen sano el corazón y el cerebro.

Los peces más pequeños tienden a nadar la superficie, y contienen menos mercurio; es mejor comprar los mas grandes como el salmón, bacalao y las sardinas.

Al comprar pescado entero, observe bien los ojos y las branquias; los ojos deben estar claros, no acristalados, y las branquias deben estar rojas. El pescado también debe tener una piel firme y un olor limpio.

Los filetes deben estar brillantes y de color limpio, no turbios.

Huevos: Los huevos cuentan con una gran cantidad de proteínas y grasas, y son proteínas completas, ya que proporcionan todos los aminoácidos esenciales.

Contienen cantidades saludables de vitamina D. Los huevos son una forma rápida y fácil de agregar proteínas a una comida. Busque los términos: orgánico certificado, de campo abierto, certificado como humanitario y grado A en la etiqueta.

Lácteos: • Elija lácteos de alta calidad, como de campo abierto, orgánicos y alimentados con pasto. Tenga en cuenta que las vacas que pastan al sol absorben la vitamina D. • Ghee es mantequilla clarificada. Le da un delicioso sabor a nuez a los vegetales y también sirve para condimentar los granos después de que hayan sido cocinados. • Puede disfrutar de bebidas de soja, arroz, avena, coco y varias leches de nueces.

Salud-Granos integrales-Mariscos-saborizantes naturales-Investigar-etiquetas-frutas y verduras-organico-Maria Mercedes Castro-nutricion-lacteos-cuerpo

Granos integrales © Shutterstock

Granos integrales: Muchos productos indican en su empaque que son granos enteros, pero hay que dar un rápido vistazo a la etiqueta y verificar la cantidad que verdaderamente poseen.

Revise la lista de ingredientes en un producto que dice ser integral. Un grano entero debe figurar primero en los ingredientes, no puede decir en “trigo enriquecido” o “harina enriquecida”.

Los granos de trigo incluyen bulgur, trigo agrietado, espelta y bayas de trigo. • Los granos sin trigo y sin gluten son el amaranto, trigo sarraceno, maíz, mijo, arroz y quinoa. • La avena es naturalmente libre de gluten, pero debido a la manipulación y contaminación es mejor encontrar una avena que tenga certificación de ser así.

A medida que conoce los productos que el supermercado tiene para ofrecer, mantenga la mente abierta, experimente y no tema probar cosas nuevas por el bien de su salud.

Endulzantes: • La miel ayuda a combatir las alergias estacionales, especialmente si compra el tipo crudo natural sin refinar. • La miel de maple es una gran manera de agregar minerales a su dieta. • La estevia es una opción libre de calorías y es 40 veces más dulce que el azúcar real.

Por: María Mercedes Castro
www.mariamercedescastro.com